El Liquen es un extraño ser que resulta de la asociación de un Alga y un Hongo. La primera especie no sería capaz de sobrevivir en condiciones extremas de sequía pero protegido por la estructura del hongo puede medrar incluso en la roca desnuda y expuesta al sol. El hongo obtiene alimento del alga que cobija en su interior para seguir extendiéndose por la piedra, aunque lo hace a una velocidad muy lenta de menos de 2 cm al año.

Aragón es tierra de líquenes y estos crecen por todas parques, hasta en los áridos y yesosos suelos de Los Monegros. Se alimentan captando partículas de polvo y sales que se encuentran suspendidas en el aire y su mayor enemigo es la contaminación pues el aire con toxinas llega a matarlos. De lo contrario pueden alcanzar los 5000 años de edad en ecosistemas puros como El Moncayo, de donde procede el ejemplar de la imagen. Hasta 2001 se conocían en Aragón unas 600 especies de líquenes u hongos liquenizados pero en los últimos 3 años se han descubierto otras 600 y un nuevo género para la ciencia.

Share this...
Share on Facebook
Facebook
0Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email