Aunque solo se ve una cabeza, el puño de mi amigo sostiene un par de Culebras de Escalera de considerable tamaño que fueron sacadas la semana pasada de un aljibe en La Muela. No sabían para que las queríamos atrapar y por eso se mostraron bastante agresivas durante su captura. La mordedura de esta culebra no es excesivamente peligrosa pero puede doler si se trata de ejemplares grandes como estos, que en esta época están muy activas y rebosantes de energía. La mortalidad de fauna en aljibes es un problema que puede ser fácilmente solucionado con una mínima inversión para instalar rampas de entrada-salida a estos puntos de agua del secano.

Share this...
Share on Facebook
Facebook
0Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email