En estos bidones con agua de lluvia esperan su plantación dos higueras, un albaricoque y un membrillo.

Son arboles jóvenes de dos a cuatro años arrancados de bancales dónde han nacido espontáneos (las higueras), de rebrotes (membrillo) y semilla (albaricoque).

Con las higueras me queda la duda de si serán fértiles, es decir, si producirán frutos comestibles ya que han nacido de semilla y probablemente vía aparato digestivo aviar.

Curioso como proliferan las caracolas acuáticas como Physella acuta en estos depósitos. También aparecen pulgas de agua (Daphnia sp.), larvas de mosquito y pequeños escarabajos acuáticos si hay vegetación como algas por las paredes.